PERSONAL | Redes Sociales

by - lunes, junio 11, 2018




Hola cómo están, espero que genial!!

Este es otro tema personal, estoy usando un poco esto de catarsis y porque muchas veces es más fácil escribir que hablar, ese siempre ha sido así conmigo, se me da mejor escribir que abrir la boca.

En fin quiero hablaros sobre las redes sociales, en mi juventud cuando estaba en el liceo no tenía computador por lo cual unas cuantas monedas iba un rato a un cyber y revisaba mi correo electrónico utilizaba alguna sala de xat que encontraba en sitios.cl, buscaba cosas sobre anime, publicaciones de nuevos capítulos de algunos mangas o estaba en MSN y ya.

Pero luego con el pasar del tiempo se creo muchas redes sociales como Fotolog y otros pero después llegaron los gigantes obviamente me refiero a  Facebook, Twitter, Tumblr, Instagram, Whatsapp, Snapchat y más cosas que no recuerdo en este momento.

Cuando recién existía Facebook la gente hacia muchos test, descubre si eres un psicopata, descubre a qué famoso te pareces, ve cuál es la inicial de la persona con la que te casaras, todo el inicio estaba lleno de eso, y claro también la gente competía por quién tenía más amigos 200 no eras más que un simple mortal al menos deberías tener entre 350 a 500 para estar satisfecho, y todos o casi todos caímos en eso.

Twitter siempre fue como el rincón de los sin voz  y los furiosos, no ha cambiado mucho en todo caso jajaja, recuerdo que alguien dijo que Twitter era para los intelectuales, aún eso me hace reír, lo que sí encontraba en esos tiempos que esta red social era más seria que Facebook.



Después llegó el tintan Whatsapp y cambió para siempre la forma de comunicarnos, esta red social podemos hacer de todos, tenemos a toda nuestra familia unida, con grupos, amigos y familiares, y etc.

Una de mis  redes sociales favoritas es Instagram me gusta demasiado porque me recuerda lo divertido que era subir una foto al día al Fotolog, jajjaaj, más para compartir que para los comentarios, siempre he gustado sacar fotos desde pequeña así era cosa de tiempo que le tomara cariño a esta red social.

Ahora hasta aquí todo bien con ellas, pero en primer lugar porqué estoy hablando de esto, y puuffff, por dónde empiezo...

Veamos todas estas redes sociales las utilizo mucho o las utilizaba mucho, hasta que me di cuenta de lo invasivo que se han vuelto, algunas veces siento que no puedo respirar sobre todo con Whatsapp, odio esa maldita cosa del visto bueno que todas las redes sociales tienen, es muy en serio lo que digo lo odio con todo mi ser, soy una persona que efectivamente odia muchas cosas pero todas con razón y esto de no tener privacidad de poder ver un mensaje y que la otra persona no se entere me choca.

Algunas personas me podrán decir exajerada, aaah o claro tienes que esconder algo por eso no quieres que la otra persona sepa que viste el mensaje,  y saben qué puede ser, pero es cosa mía, es mi derecho como ser humano a tener un poquito de privacidad y las redes sociales no me lo dan.

Y estoy cansada, me di cuenta un día, quizás es porque me ha pasado tantas cosas en estos últimos meses que me saturé con todo, con mi forma de vida, con la vida que llevo, con mi entorno, con mis decisiones con la gente que dejé entrar a mi vida, etc que simplemente termine por colapsar

Mi colapso se debe mucho a las redes sociales, hay días que no tengo ganas de responder mensajes, mi Whatsapp estaba repleto de grupos, familia papá, familia mamá, familia mía, primos papá, primos mamá, compañeros de básica, compañeros de liceo, amigas, compañeros de trabajo, compañeros de instituto, para el asado de no sé qué, para el cumpleaños de no sé qué, para trabajo de juanito perez, etc.  

Habían días que tenía 100, 300, 999+ mensajes en cada grupo, más las personas que me hablaban individualmente, si veía el mensaje y no lo contestaba padre del señor hermoso, ¿porqué no contestate? ¿te estás haciendo la weona? ¿Soy transparente? ¿Te caigo mal? Yapo si ya sé que viste, yapo háblame. Eran el tipico mensaje que recibía, algunas veces no tenía ganas de contestar y ya, o la mayoría de las veces veía los mensajes y como estaba apurada por el trabajo no contestaba y quedaba de hacerlo más tarde y me olvidaba, no sé cuántas putias gratuitamente me gané por eso, y es algo transversal familia, amigos, compañeros, desconocidos y más.

Facebook honestamente nunca he sido de muchos amigos en la vida, de hecho no sé si tengo amigos, a esta altura de la vida me cuestiono todo, pero conocidos tengo bien pocos, entonces por qué diablos tenía tantas personas en Facebook, personas que no comentaban mis estados, ni siquiera un me gusta y lo entiendo completamente no critico eso porque no puede importarme menos eso, sino al hecho de tener tantas personas viendo mis cosas con las que ni en la calle cruzaba palabras, con familiares con los que no hablo nunca o si se acuerdan de mí es para un favor y luego ya no me acuerdo de ti nuevamente, porqué le estaba dando información a gente no quería en mi vida, que no era un aporte en la mía y definitivamente yo no en la de ellos, porque tenía mi muro lleno de cosas de personas a las que nunca le hablaba, porque estaba dando toda mi información a la parrilla al mismo facebook.

De Instagram y Twitter es bien poco lo que puedo decir porque con Twitter es mi cuenta es ultra piola y la uso solo para webiar, comentar algo que pasa en Tele, comentar una novela (Sí, soy culpable y me importa un P***) y así de hecho no sigo a casi nadie puros famosos gringos y a mi me siguen como 10 y no necesito más porque lo mío son los ####. Instagram por otra parte lo queri dividir en 2 una cuenta pública para el blog y otra privada para mi cuenta personal y subir cosas más íntimas y así poder tener separada mi vida privada de la que expongo. Pero al final termine eliminado la cuenta, al no encontrarme en facebook iban ahí.

Snapchat nunca la usé y tumblr tengo una cuenta y la uso la nada misma, ahora hay otra red social que si es mi favorita de la vida y espero luego hacer mi propias fotos para tableros con ideas mías y es Pinterest que desde un tiempo a esta parte le he tomado bastante gustito. Si bien Youtube también es una red social comento la nada misma y lo uso solo con un medio de distracción e información.



Bueno les diré que después de mucho andar elimine Whatsapp de mi celular, es que ya no lo soportaba más, y facebook lo eliminé y me hice una cuenta nueva tengo con 60 amigos y restringí casi todo, creo que aún debo eliminar algunas personas, de partida casi con sadismo elimine a todos mis compañeros de trabajo e instituto, y familiares con los que no hablo nunca y personas que por redes sociales o por blogs varios  las agregue pero luego nunca hablamos, solo dejé a los más importantes amigos y conocidos más cercanos aún creo que 60 es un número excesivo, también elimine la app de Facebook y Messenger del teléfono, y también Instagram, porque consumía mucha memoria de mi celular, todas estas aplicaciones lo hacen, ahora si sigo viendo en el teléfono Face solo que lo hago desde chrome, si necesito revisar mis mensajes solicito versión de escritorio y ya.

Sentía que ahogaba en estas redes sociales, cuando era pequeña tenía como 5 años, estaba en el campo en Cañete para un año nuevo, estábamos todos celebrando, el campo de mis abuelitos justo tiene una parte del lago Lanalhue y es nuestro punto de encuentro para todas las festividades, fue solo un segundo que estaba en la orilla segura y feliz, un segundo después estaba en la parte más profunda del lago ahogándome, aun recuerdo la sensación de no poder respirar de hundirme en las profundidades del agua, gritar y pedir ayuda y nadie iba, luché con toda la fuerza que tiene uno a las 5 años para escapar de la muerte pero mis fuerzas eran insuficientes, tenía 5 años y sentí la desesperación de que la vida se me iba que no podía controlar lo que sucedía que me ahogaba, eso hasta que mi tía me salvo, bueno esa misma sensación tenía con las redes sociales, me ahogaba cada vez más, llegue a odiar a Whatsapp lo odio con todo mi ser, y no sé si volveré, no quiero, sé que deberé hacerlo en algún momento pero no ahora, no quiero nunca más sentirme así, si necesito hablar con alguien a la vieja usanza llamaré por teléfono envío un sms o un correo, o por ultimo dejo un mensaje en facebook o instagram. Aunque aun estoy viendo que hacer con Facebook que también me cansó jajaja.

Dejé que el asunto se escapara de mis manos como muchas otras cosas y estoy tratando de volver  a tomar el control de esto. Es heavy pero cierto cuando cambias de folio, no se nota tanto de los diez y tantos a los veinte, pero de los veinte a los treinta, vaya que la cosa cambia, y yo necesito cambiar, necesito llevar la vida que quiero, y no deseo más que unas redes sociales manejan una parte de mi vida como es la comunicación con las personas, que invadan mi privacidad, porque el que diga que no lo hace es mentira, lo hacen, no es justo para nadie, porque uno de los problemas y mayores es que como la red social permite esto da el poder a otros en inmiscuirse más de la cuenta en tu vida y yo me cansé psicológicamente vengo dando una batalla extrema desde el 2015  contra el cansancio pero llega un punto en que debes cambiar, debes dejar ir cosas por una calidad de vida mejor.

No digo que éste en contra de las redes sociales para nada, pero creo que recién ahora las puedo manejar yo  y no ellas a mí, creo que es casi un arte dirigirlas con sabiduría.

Muchas veces nos sentimos casi obligados a agregar a personas como compañeros de curso, trabajo, familiares o qué sé yo, solo para que no te pelen, te tengo noticia lo harán por A o B, se supone que tu face o otra cuenta es un medio de escape de la realidad porque debes restringirte ahí, porque tienes que aguantar que alguien que te cae mal comente tus estados con mala onda, suma y sigue.

Todas esas cosas  me saturaron, así que ahora me pueden encontrar en el correo que está en el blog, o IG.

Es solo mi opinión lo dejó bien en claro, no es un problema en sí de la redes sociales, somos nosotros que no le damos el uso que corresponde o no sabemos utilizarlas, a mí se me escapó de las manos solamente,  porque no soy una persona muy sociable para empezar, cuando tenía MSN solo aguantaba hablar con 3 personas cuando mucho y eso era un desafío, solo me sentía cómoda al hablar con uno. Así que sí era cuestión de tiempo que colapsaría con Whatsapp y el Messenger de Facebook, simplemente  no estoy hecha para las artes de la socialización.

Así con las redes sociales, no sé aún si es un adiós hasta siempre, o un año sabático o unas meras vacaciones lo que sí sé es que hoy por hoy no quiero a todas ellas en mi vida ni quiero a todo el mundo en mi pravidad.

Les dejó un link que encontré luego de hacer esta entrada que me encantó y vean que no soy la única que odia WhatsApp 

Me gustaría saber sus opiniones, 

Cariños



  




You May Also Like

0 comentarios